Saltar al contenido

Oración A Santa Bárbara Para Protección Y Ayuda Amorosa

Cuando se trata de buscar protección contra las malas energías que nos rodean o buscar ayuda para los asuntos amorosos, nada mejor que un auxilio celestial como el de Santa Bárbara para abrir los caminos del amor, aumentar las oportunidades de que se produzca el encuentro soñado y encontrar la positividad deseada.

Oración A Santa Bárbara Para Protección Y Ayuda Amorosa

Oración A Santa Bárbara Para Protección

Esta oración es esencial si quieres protegerte de los enemigos, las malas vibras y la envidia. Debes recordar que luego de orarla, deben rezarse seis padres nuestros, avemaría y gloria.

Santa Bárbara, mártir bendita por amor al Señor,
virgen grandiosa y de inmenso poder,
Dios te acompañe, y tú a mí,
siempre, siempre, por el camino del bien.
Con tu espada justiciera líbrame del mal,
de la violencia y la humillación, de las malas lenguas,
de la envidia y el rencor,
desátame de magias y maleficios,
libérame de la injusticia y la traición
de los celos y la falsedad,
de los malos ojos y la malignidad…

Con el poder del rayo auxíliame,
protégeme, sálvame de daños y peligros
aléjame de quien me quiera hacer mal,
y sobre todo dame tu especial ayuda para:
(pedir lo que se quiere conseguir).
Santa Bárbara dame fuerza, constancia y tesón,
y permite que salga victorioso
en este momento y en cualquier situación.
Amén.

Oración A Santa Bárbara Para Ayuda Amorosa

Oh, poderosa Santa Bárbara, Chango, acuérdate que jamás se oyó decir que ninguno de los que a ti han recurrido, ninguno de los que han invocado tu protección e implorado tus auxilios haya sido por ti abandonado, hoy recurro a ti, oh! poderosa Santa Bárbara, Chango para pedirte que entres en el corazón de…………… no lo dejes tranquilo estar, ni en silla sentar ni en mesa comer, hasta que llegue a mí de rodillas suplicando mi amor. Mírame, protégeme. Aleja los malos pensamientos de mis enemigos y los malos espíritus, las malas vibraciones y trae para mí ese amor que tanto deseo.
Amén.
Encender una vela blanca y roja y ofrendarle una manzana roja y una copa con vino tinto.